Sobre este artículo:

Hormonas / Noradrenalina

Noradrenalina

noradrenalina

 

¿Qué es La Noradrenalina?

La noradrenalina (NAd) es una hormona perteneciente a la familia de las catecolaminas que se produce en las glándulas suprarrenales, ubicadas en el polo superior del riñón, y que se emite desde la médula de la propia glándula. Esta hormona cumple funciones a nivel cardíaco y cerebral.

Las glándulas suprarrenales son las responsables de regular funciones vitales básicas como la presión sanguínea, o la mediación de la respuesta corporal al estrés. Este último aspecto es el que está vinculado con la hormona de la noradrenalina, también llamada norepinefrina.

Además de segregar noradrenalina, las glándulas suprarrenales producen distintas hormonas, entre las que destaca la adrenalina (epinefrina). Las áreas del cuerpo que producen o se ven afectadas por la noradrenalina son descritas como noradrenérgicas.

Estas hormonas se liberan de manera natural en situaciones de estrés físico o emocional. Es decir, cambios fisiológicos de cierta trascendencia.

¿Cómo se genera la noradrenalina y qué función tiene?

La médula suprarrenal la componen las células cromafines. Su objetivo primordial es producir catecolaminas, tales como la adrenalina o la noradrenalina, y esta secreción es controlada por el sistema nervioso simpático. Normalmente, la liberación de la noradrenalina se produce en periodos de estrés y conllevan efectos como la vasoconstricción (aumento de la presión arterial), aumento de la frecuencia cardíaca y subida de los niveles de glucosa en la sangre.

La noradrenalina como fármaco

Además de ser una hormona que el cuerpo produce de manera natural, la noradrenalina puede tener un uso farmacológico. Su utilización habitual es con pacientes que presentan una inestabilidad hemodinámica, personas normalmente ingresadas en la UCI. Se trata de una hormona de uso muy habitual, sobre todo en enfermos críticos.

Ante pacientes, por ejemplo, que presenten una sepsis (infección en la sangre), y tengan una inestabilidad hemodinámica, es decir, tensión baja, taquicardia o problemas cardíacos, el uso de la noradrenalina mejora la perfusión, aumenta la vascularización e incrementa la esperanza de vida.

Como droga puede actuar también en pacientes que presentan algún tipo de shock derivado, por ejemplo, de un politraumatismo provocado por un accidente de tráfico. En general, la noradrenalina se usa con mucha frecuencia en enfermos inestables y generalmente alojados en las UCIs de los centros hospitalarios.

Al usarla como fármaco, el objetivo es incrementar la presión sanguínea y por ende aumentar el tono vascular, a través de la activación del receptor andrenérgico.

Pruebas de Catecolaminas

Las pruebas médicas para conocer cómo se encuentran los valores de noradrenalina en nuestro cuerpo son las pruebas de catecolaminas.

A través de una análisis de sangre u orina, este tipo de testeo busca conocer los niveles de estas hormonas (dopamina, la noradrenalina y la adrenalina). Si los niveles de estas hormonas sobrepasan el límite normal, puede ser un síntoma de enfermedad grave.

pruebas catecolamina

Este tipo de pruebas se realizan para diagnosticar o descartar ciertos tipos de tumores poco habituales. Algunos de ellos son:

-Feocromocitoma, tumor en las glándulas suprarrenales. Se trata de un tumor benigno que si no se trata puede causar el fallecimiento.

-Neuroblastoma, es un tumor canceroso que nace en el tejido nervioso y afecta principalmente a los lactantes y los niños.

-Paraganglioma: tumor que se origina cerca de las glándulas suprarrenales. Puede ser canceroso pero su desarrollo es lento.

Las pruebas de catecolaminas se realizan cuando el paciente tiene síntomas como presión arterial alta, dolores de cabeza intensos, sudor y latidos cardíacos rápidos.

Para conocer los niveles de las catecolaminas, las analíticas de sangre y orina son las más típicas, si bien es preferible un análisis de orina porque los niveles en la sangre pueden cambiar rápidamente.

Los niveles altos de estas hormonas no siempre señalan la presencia de una enfermedad tumoral. Estas hormonas pueden estar alteradas por el estrés, el ejercicio vigoroso, la cafeína, el tabaco y el alcohol. Estas dinámicas vitales, o estas sustancias externas, pueden desnivelar los rangos de dopamina, noradrenalina y adrenalina en nuestro cuerpo.

La noradrenalina como neurotransmisor

Además de ser una hormona, la noradrenalina puede actuar como neurotransmisor. Dentro de los más de 40 tipos de neurotransmisores que existen en el sistema nervioso humano, la noradrenalina forma parte de los denominados neurotransmisores excitatorios, compartiendo rango con el Glutamato (Glu), la Acetilcolina (ACh), la Histamina, la Dopamina (DA), o la Epinefrina (Epi); también conocida como adrenalina (Ad).

Te dejamos un vídeo interactivo en el que se muestra información sobre la Noradrenalina